La blefaritis o inflamación de los párpados es un proceso ocular frecuente, en donde la limpieza de párpados con productos específicos tiene una importancia fundamental. La elección de un producto adecuado y su correcta aplicación es clave para aportar confort a nuestros ojos en esta incómoda patología.

– Pills, el oftalmólogo me ha diagnosticado blefaritis. Además de darme un tratamiento con antibiótico me ha recomendado que limpie mis párpados y pestañas a diario.
– Correcto Marga, la higiene es la medida más efectiva contra la blefaritis.
– Lo que quiero Pills es que me aconsejes un producto adecuado, ya que debo utilizarlo de forma continua y ya tuve alguna vez problema con algunos conservantes de unos colirios.
– Los conservantes cumplen su función y en ocasiones son imprescindibles. Sin embargo, en situaciones como la blefaritis en las que se presupone un largo uso, sería más indicado utilizar presentaciones en las que no fueran necesarios.

..

LIMPIEZA DE PARPADOS

¿Qué es la Blefaritis?

La blefaritis es un proceso inflamatorio de los párpados en donde las secreciones grasas de las glándulas que se encuentran en el borde palpebral son más abundantes y se quedan adheridas al mismo.

Estas secreciones sirven, en condiciones normales, para lubricar la superficie del ojo y los párpados, previniendo la evaporación de la lágrima.

En los pacientes con blefaritis estas secreciones se transforman en ácidos grasos irritando e inflamando el borde de los párpados. El ojo, así irritado, produce una secreción mucosa y de proteínas que se acumula en el borde del párpado en forma de costra. Esta costra es un excelente caldo de cultivo para la proliferación de bacterias y por tanto origen de una infección bacteriana que irritará aún más los párpados.

Sintomatología de la Blefaritis

Irritación y enrojecimiento del borde de los párpados.

Formación de costras en los párpados y pestañas.

Sensación de ardor y picor en los ojos.

Lagrimeo.

Sensación de cuerpo extraño en el ojo.

¿Cómo tratar la Blefaritis?

Hay que señalar que la blefaritis es un proceso crónico que no se cura y que puede repetirse de forma estacional.

Visto el mecanismo con el que se desarrolla la blefaritis queda claro que se debe actuar a distintos niveles, siempre previo diagnóstico del oftalmólogo:

Aplicación de antibióticos vía local para tratar la infección. Deben aplicarse cuando sean estrictamente necesarios, para evitar así la creación de resistencias.

Aplicación de corticoides para tratar la inflamación. Su uso debe ser muy comedido, ya que en tratamientos prolongados pueden provocar catarata o glaucoma.

Utilización de lágrimas artificiales  para lavar e hidratar la superficie ocular.

Mantener el borde palpebral siempre limpio y libre se secreciones. Esta es la forma más eficaz de evitar las molestias derivadas de la blefaritis.

¿Con qué realizar la Limpieza de Párpados?

Disponemos de 3 opciones: jabones neutros, soluciones para limpieza ocular y toallitas para limpieza palpebral.

Jabones Neutros

Hasta hace poco era la opción más recomendada por su menor coste: los jabones de pH neutro de uso infantil.

He de puntualizar aquí que cuando hablamos de jabones neutros para la piel, nos solemos referir a aquellos que tienen un pH de 5,5 (pH fisiológico de la piel), mientras que el pH fisiológico de las lágrimas es de entre 7 y 7,5. Es importante tener en cuenta este dato para la elección de un jabón adecuado.

Hay que señalar que estos jabones llevan conservantes que pueden resultar agresivos para la salud ocular cuando se utilizan de forma prolongada sobre un ojo irritado.

Soluciones para la Limpieza Palpebral

Son líquidos (con y sin aclarado) o geles formulados específicamente para la limpieza de los párpados. Su pH en este caso es el fisiológico de la lágrima. Se utilizan impregnando una gasa con ellos que se pasa por el párpado.

Al tratarse de envases para varias aplicaciones, todos llevan en su composición conservantes adecuados y testados. Sin embargo, tras varios estudios que han demostrado que los conservantes utilizados por largos períodos sobre la superficie ocular pueden resultar irritantes apenas son recetados.

Toallitas para Limpieza de Párpados

Para mi, sin duda, son la opción más recomendable. Son toallitas impregnadas de un solo uso. Cómodas de utilizar y de llevar cuando te vas fuera de casa.

Su pH es el adecuado para la limpieza de párpados y las podemos encontrar con o sin conservantes.

.

.

– Pills, ya tengo claro que la mejor opción son las toallitas. Ahora falta que me digas si tienes alguna recomendación especial.
– Yo, al igual que tu Marga, me inclino por las que no tienen conservantes ni perfumes.
– Totalmente de acuerdo Pills. Dame entonces las opciones de las que disponemos para elegir.

¿Qué Toallitas Palpebrales Elegir?

Hay una gran variedad de toallitas para limpieza palpebral donde elegir. Sus fórmulas, aunque variadas, tienen casi todas en común la presencia de sustancias seborreguladoras, antimicrobianas, hidratantes, antiinflamatorias y cicatrizantes en mayor o menor proporción.

Sin embargo y siguiendo mi criterio (que como digo es mío y se puede o no estar de acuerdo con él), yo me decanto por las dos que he encontrado que no contienen ni perfumes ni conservantes: Lephanet (laborathorios Thea) y Optiben (laboratorios Cinfa). Ambas con presentaciones de 30 toallitas individuales y estériles por caja.

.

Fuentes:
Principios de Patología y Farmacología Ocular. J.L.Menezo Rozalén. J.E.Onrubia Fuertes, M.A.Harto Castaño.
AAO.org: Blefaritis
Effects of common ophthalmic preservatives on ocular health.
Ocular preservatives: associated risks and newer options.