De repente, sin aparentemente venir a cuento, notas que tienes un desagradable sabor metálico desde hace unos días. Lo piensas y con lo único que consigues relacionarlo es con la toma de un nuevo medicamento. Dolo no hace más que darle vueltas a este tema y como no encuentra otra explicación posible, ha venido a la farmacia a preguntar si esta podía ser la causa.

– Pills, tengo un sabor desagradable en la boca, como a metal. Lo llevo notando un par de días, justo desde que empecé a tomar ese tratamiento para los hongos.
– Pues es muy posible que sea esa la causa del desagradable sabor, Dolo.
– ¿Y puedo hacer algo para evitarlo?, ¿tomarme algo?.
– Si te parece Dolo, repasemos que medicamentos pueden causar alteraciones en la boca y cómo podemos remediarlo.

 

Fisiología del Sentido del Gusto

En el proceso del gusto intervienen varios factores: la información recogida por los receptores especializados de las papilas gustativas de la cavidad bucal, el olor y la textura de los alimentos.

La información recogida por el contacto directo de las sustancias con los receptores de las papilas gustativas repartidas por toda la cavidad bucal, laringe y esófago, viaja a través de los neurotransmisores hasta el cerebro donde es procesada junto a la información aportada por el olor y la textura. Cualquier alteración en este proceso llevará a modificaciones o inhibiciones en la percepción del gusto.

Causas más comunes que alteran el Sentido del Gusto 

  • Afecciones de la cavidad oral: sequedad bucal, estomatitis.
  • Patologías del sistema respiratorio: rinitis, sinusitis, pólipos nasales, infecciones respiratorias.
  • Otras patologías: hipotiroidismo, diabetes, tumores.
  • Tabaco.
  • Fármacos, de los que nos ocuparemos ahora.

¿Pueden los Medicamentos Alterar el Sentido del Gusto?

Pues sí, los medicamentos pueden alterar la percepción de los sabores o incluso dejar de forma temporal un sabor desagradable en la boca. Esto puede deberse a varias causas:

  • Al mal sabor del medicamento por si mismo.
  • A que el medicamento disminuya la producción de saliva provocando sequedad de boca, lo que impide la llegada de las sustancias a los receptores gustativos.
  • Que el medicamento altere en algún paso la transmisión de información:  receptores papilas gustativas → neurotransmisores → cerebro.

Me parece importante destacar que esta alteración del sentido del gusto no se produce exclusivamente con medicamentos tomados por vía oral. Otras formas de administración de fármacos como son la parenteral o colirios, por citar dos que pudieran sorprender,  pueden causar este mismo trastorno al ser segregados a la cavidad bucal a través de la saliva.

¿Qué Medicamentos pueden causar Mal sabor de Boca?

Son muchos los medicamentos que pueden alterar el sentido del gusto o dejar mal sabor de boca, como a “metálico”. Pueden pertenecer a familias muy distintas, ser administrados por distintas vías y causar su efecto con mayor o menor intensidad. 

La alteración del gusto es un problema subjetivo y por lo tanto difícil de cuantificar. Os dejo aquí una infografía con los nombres de los principios activos que más comúnmente lo producen.

 

 

¿Se puede evitar que los Medicamentos alteren el Sentido del Gusto?

Muchas de estas alteraciones pueden evitarse reduciendo la dosis del fármaco o sustituyéndolo por otro del mismo grupo.

Cuando la causa de la alteración del sabor es la sequedad bucal, se pueden utilizar preparados de saliva artificial o algo más sencillo como masticar chicles ácidos o tomar zumos ácidos.

Por lo general, estas modificaciones del gusto producidas por medicamentos no suelen tener graves consecuencias sobre la calidad de vida del paciente, lo que no quita que le pueda resultar desagradable y deje por ello de tomar la medicación.

Normalmente, las alteraciones del gusto inducidas por medicamentos se presentan progresivamente, son dosis dependientes y suelen desaparecer al poco tiempo de retirar el medicamento que lo provocaba y solo de forma excepcional permanecen durante meses.

Algunas, sin embargo, desaparecen a las semanas o meses de haber instaurado el tratamiento sin necesidad de retirarlo. Es el caso del captopril o la penicilamina.

 

Fuentes:
SEORL:Fisiología del gusto.
AEMPS: fichas técnicas
Drug-induced taste and smell disorders. Incidence, mechanisms and management related primarily to treatment of sensory receptor dysfunction.
HUMV: alteraciones del gusto inducidas por fármacos.